sábado, mayo 17, 2008

MRTA


Estimados visitantes:

Ayer, viendo a tantos mandatarios europeos reunidos en la nublada Lima para discutir como combatir la pobreza y como evitar que el calentamiento global genere mayores desastres, surgió el imperativo deseo de decirles algo muy importante.
Como no puedo decírselos directamente, se los pongo por escrito. Y sé que es la opinión de muchos limeños.

El Perú está saliendo de una terrible crisis económica que lo castigó por muchos años. Tenemos ahora, gracias a medidas que aplicaron sujetos que hoy están en los tribunales por otras razones, una economía creciente, una inflación controlada y una pequeña pero esperanzadora reducción de la pobreza. Pero todo eso no hubiera sido posible si siguiéramos teniendo ataques terroristas.
Cuando vemos en las noticias ataques de los terroristas islámicos o cuando contemplamos el dolor ante los secuestros en Colombia, sabemos lo que ellos sienten. Nosotros vivimos con el temor muchos años, llenos de torres derrumbadas, coches bombas y asesinatos a la vuelta de la esquina. Quienes mataban tanto a políticos como a inocentes buscando un cambio social estaban cegados por el odio al que tiene dinero y el descontento ante su propia realidad. Tenían razones para estar molestos, nadie lo duda, pero eligieron el camino más sangriento para demostrar su insatisfacción.

Si alguien me dice que un señor era terrorista y ahora ha decidido convertirse en un político de izquierda que no usará nunca más las armas, digo, bueno, aprendió la lección y cambió su forma de proceder. Pero si me dicen que un grupo terrorista, culpable de tantas muertes sin sentido y de tanto dolor en miles de peruanos, tiene el permiso del parlamento europeo para reunirse sin problemas y ya no son reconocidos como grupo terrorista... nosotros les decimos que no.
Señores europeos, los peruanos no queremos que el grupo terrorista MRTA ingrese a la lista de grupos no terroristas. El grupo MRTA es y seguirá siendo terrorista. Si sus miembros quieren dejar de actuar en forma violenta y sanguinaria, que se agrupen en un nuevo partido político. Pero no los dejen con el nombre limpio, como si tanto dolor en nuestro pueblo pudiera ser olvidado tan fácilmente.

Nosotros sabemos lo que es tener cinco años y no poder ir al parque porque era peligroso, tener miedo en las noches porque de repente se iba la luz y no podíamos seguir viendo Candy, tener que apagar corriendo la televisión porque aparecían unos señores matando gente... nosotros sabemos lo que es vivir con el terror y no deseamos que quienes hicieron a un pueblo sufrir tanto estén ahora con el permiso de Europa para no llamarse terroristas.

Por favor, en su próxima reunión, tengan a bien poner al MRTA de nuevo en la lista de grupos terroristas. Los acaban de sacar hace algunas semanas, pero de sabios es enmendar la plana.


PD: Y que haya paz en el país no es porque el MRTA haya dejado de ser violento, sino porque fueron capturados y encarcelados sus dirigentes y no se les ha dejado operar a gran escala como lo hicieron muchos años atrás. Pero quedan aún algunos de sus miembros fastidiando a quien pueden (lo bueno es que los militares los han controlado), como testimonio están las declaraciones de una tribu indígena que vino hasta Lima para dar sus quejas.

7 comentarios:

carlos martinez dijo...

La historia siempre es relativa y depende de la época en que se escriba. De la misma manera nos la tomamos cuando ya no vamos al colegio y tenemos que decir quienes son los buenos y los malos porque lo ponga el libro de turno.
Todas las "historias" se deben someter a juicio antes o después y poner el titulo de verdad que a cada hombre o grupo le corresponda.
Me gusta esto que haces de escribir tu historia. Ya somos mayorcitos para tragarnos la que nos impongan.
Mientras haya dudas sobre la integridad de personas o grupos NUNCA DEBERÍAN OCUPAR PUESTOS DE RESPONSABILIDAD.

Marcela Mendoza R. dijo...

los cargos son para servir a los demás... y como servir a los demás con un fajo enorme de muertos en la consciencia?... responsabilidad!

mary dijo...

y eso que el temor que se vivia en lima no era nada en comparacion a lo que se vivia en Ayacucho. Ellos si que sufrieron!!!

Marcela Mendoza R. dijo...

Sí, a alguien que vivía en Ayacucho nuestros miedos a la oscuridad por las torres derrumbadas le sonarán a nada. Y nuestras anécdotas escondiéndonos de los guardespaldas le sonarán a tontería. Realmente en Lima se sufrió mucho miedo, pero en Ayacucho se sangró terror.

Anónimo dijo...

Con mucho respeto señora, pero tengo entendido que la rebelión es producto de la opresión y si hubo grupos como el que usted repudia ese por que hubo delincuentes de saco y corbata que ostentan el poder y si estos grupos actuaron bajo principios de muerte es por q hubo gente indiferente y servil…

Marcela Mendoza R. dijo...

delincuentes de saco y corbata? sí, es verdad. pero soy partidaria de que un buen fin no se consigue con malos medios o con medios violentos. no hay necesidad de derramar sangre inocente para que encarcelen al ladrón de saco y corbata.

no había que matar a tanta gente...

marco_escamilla dijo...

HOLA MARCELA

COMO BUEN HIJO DE AMERICA QUE ME CONSIDERO, PIENSO EN LOS CIENTOS DE AÑOS QUE HEMOS VIVIDO SOBAJADOS, OPRIMIDOS, EXPLOTADOS

DICES QUE EL FIN NO JUSTIFICA LOS MEDIOS

ESO PENSARA EL PUEBLO DE HONDURAS ANTE ESA EMBESTIDA?????

MIS PAISANOS A LOS CUALES UNA GUARDERIA DE LA PRIMA DEL PRESIDENTE LES ROBARON 49 HIJOS???'